Plataforma

Desarrollo de software: metodologías en cascada (Waterfall) y ágil (Agile)

?php the_title(); ?>

Metodologías para el desarrollo de software: Waterfall vs Agile

Waterfall es una metodología clásica de desarrollo de software en la que las fases de desarrollo son siempre las mismas: análisis, diseño, programación, testing e implementación. Esta metodología suele ser más utilizada para proyectos con una fase de diseño muy importante, que contengan gran cantidad hitos y entregables en el transcurso del proyecto.

La principal característica de la metodología Agile es que se basa en iteraciones de corto período de tiempo (1 a 4 semanas) en el que se desarrolla completamente una aplicación o módulo. Agile es muy utilizada en proyectos que requieren velocidad de implementación y actualización para mercados muy dinámicos, que necesitan cambios constantes y que su principal, y en algunos casos único entregable, es el producto.

Independientemente de con qué metodología se inicie el proyecto, las actividades principales para la ejecución del proyecto son las mismas. La diferencia es que en Waterfall las fases son en orden y una a continuación de la otra y en Agile son en paralelo.

metodología de desarrollo waterfall VS metodología de desarrollo agile

¿Qué metodología utilizar?

Hay factores que definen cuál es la metodología óptima para cada tipo de proyecto, en el cuadro podemos ver según las características del proyecto qué enfoque es mejor para la gestión del mismo:

FACTORSTATUSAGILEWATERFALL
Tamaño del proyecto y complejidadPequeño, poco complejoX
Grande o complejoX
Disponibilidad del clienteMuy disponibleX
Poco disponibleX
Integración con otros sistemasSimple o no necesarioX
Varios y complejosX
Tolerancia del cliente a cambios en el proyectoFlexibleX
Fijo o difícil de modificarX
Velocidad de salida al mercadoRápida aunque tenga límites de alcanceX

 

Si bien se enfocan a distintas necesidades, es muy poco común encontrar proyectos que sean puramente Waterfall o Agile, por eso actualmente las compañías combinan estas dos prácticas para la gestión de proyectos.

La combinación de las dos metodologías asegura una buena gestión del proyecto con un proceso de ejecución más rápido y eficiente; y con la posibilidad de realizar cambios sin que afecte a la planificación de proyecto.

Las principales ventajas de gestionar un proyecto con estas dos técnicas de manera simultánea son:

  • Mejorar las predicciones de los hitos y los entregables, tiempo y forma.
  • Mejorar la velocidad de respuesta del equipo, obteniendo información más rápida y precisa del usuario, equipo y gerencia.

Conclusión

La actual dinámica de trabajo necesita proyectos que tengan una rápida implementación para llegar al mercado antes que la competencia, en este entorno, es fundamental la metodología Agile para dar respuesta a estas necesidades. La combinación con Waterfall le agrega una gestión más eficiente del proyecto global para tener un mejor control presupuestario, de hitos y entregables.

 

Valora el artículo:

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (2 valoraciones, media: 5,00 sobre 5)
Loading...
Roberto López Roberto López Socio Director Ver más artículos de Roberto López

¿Y tú qué opinas?

Posible error

Otros artículos de la categoría Programación

Nuestra web utiliza cookies. Ponemos en tu conocimiento que algunos de tus datos pueden ser archivados. Si quieres saber más haz click aquí